En esta edición, celebrada en Edimburgo del 29 d mayo al 1 de junio, se han presentado los últimos tratamientos y dispositivos quirúrgicos para mejorar o solucionar algunos tipos de cefalea, como la migraña, el cluster headache, dolor neuropático trigéminal, cefalea cervicogénica… y otras algias corporales como el dolor de espalda y pierna, dolor por herpes zoster, etcétera.

 

 

Con el título “Neuromodulación: la tecnología cambia vidas”, el congreso enfatiza en cómo se aborda ahora y se abordará en un futuro no muy lejano los tratamientos de distintas enfermedades.

La neuromodulación emplea dispositivos médicos de tecnología avanzada para mejorar o suprimir la actividad del sistema nervioso para el tratamiento de ciertas enfermedades.
Estas tecnologías incluyen dispositivos implantables, así como no implantables, que suministran agentes eléctricos, químicos u otros para modificar de forma reversible la actividad cerebral y de las células nerviosas permitiendo trabajar un área específica.

Otro de los puntos que mereció especial atención fué el avance de la estimulación cerebral no invasiva (NIBS)

Aunque la neuromodulación surgió a finales de los 60 y no ha parado de evolucionar, esta reunión se prevé que marque un momento importante para este campo: El surgimiento de la “droga digital” y la próxima evolución en la atención sanitaria.

 

Por Neurocirugía Barcelona